Prefecto de Chimborazo entrega plantas frutales a 500 familias de Riobamba y Penipe

El prefecto de Chimborazo, Juan Pablo Cruz entregó plantas frutales a cerca de 500 familias de los cantones Riobamba y Penipe, con el objetivo de contribuir a la reactivación de la economía de sus habitantes.
 
En la comunidad San Vicente de Tiaso, de la parroquia San Luis, del cantón Riobamba, y en la cabecera cantonal de Penipe, la primera autoridad de la provincia realizó la entrega de las plantas frutales como parte del proyecto “Fortalecimiento Socio-Económico para Familias de los Grupos Prioritarios”, que impulsa el Patronato Provincial de Chimborazo, con el objetivo fundamental de mejorar las condiciones de vida de este grupo vulnerable.
 
En San Luis son 250 familias beneficiadas pertenecientes a las comunidades rurales San Antonio, Guaslán Grande, Corazón de Jesús, San Vicente de Tiaso y La Candelaria. Cada familia recibió un kit de 30 especies frutales.
 
En Penipe son 214 familias favorecidas, pertenecientes a la cabecera cantonal y a la parroquia Bayushig. Cada familia recibió un kit de 38 plantas frutales entre manzanas “Emilia”, duraznos, limones, aguacates y claudias.
 
El prefecto Juan Pablo Cruz y la viceprefecta Carmen Gadbay, realizaron la entrega simbólica de las plantas frutales a las familias como una ayuda que permita reforzar la seguridad alimentaria y también para que puedan generar ingresos económicos con la comercialización de la producción frutícola.
 
Para el prefecto Juan Pablo Cruz, la entrega de plantas frutales no solo está dentro de los objetivos ambientales, sino también de fomento productivo, “porque lo que estamos entregando no solo es vida, porque una planta es vida, sino que se está entregando una nueva alternativa de cambiar los mono cultivos que tenemos, una alternativa cierta de abrir nuevos cultivos”.
 
Explicó que las plantas frutales son parte del proyecto “Siembra por la Vida de Chimborazo y destacó que este proyecto se está cumpliendo en una primera fase, y que en la segunda etapa, dentro de los objetivos del cambio de la matriz productiva, se continuará con esta alternativa trabajando a favor de los agricultores y ganaderos de la provincia.
 
Isabel Maldonado, directora General de Gestión del Patronato Provincial de Chimborazo, indicó que se está entregando plantas frutales en distintas comunidades rurales de la provincia, con la finalidad de fortalecer las condiciones socio-económicas de las familias chimboracenses. “La atención a los grupos prioritarios es uno de los fines del Patronato y los frutales serán de gran beneficio para generar productividad en nuestra provincia, porque con el tema de la emergencia sanitaria que estamos viviendo, lo que necesitamos este momento es reactivar la economía provincial”.
Redacción: Arturo Lara